Una verdad improvisada

Una verdad improvisada Carmen M. Cáceres – Pre-Textos Cuando Roland Barthes encontró una fotografía de Jerónimo, uno de los hermanos de Napoleón, lo primero que se le vino a la cabeza fue que estaba mirando «a los ojos que han visto al Emperador». Barthes se asombraba de ese extraño poder que tienen las sales de…